¿Tú de qué me conoces para juzgarme? (IV)

Una vez más vuelvo a preguntar a aquellas personas que se creen con pleno derecho a juzgar vidas ajenas, desde el más absoluto desconocimiento, ¿Tú de qué me conoces para juzgarme? Sobre todo porque nunca están a nuestro lado en los momentos buenos, regulares, ni mucho menos, malos o peores.

Pero que su suprema ignorancia de vidas amargadas y frustradas, les lleva al atrevimiento ignorante de juzgarnos. Incluso llevados por esa vida propia amargada, airean públicamente, como si fueran ciertas, sus pajas mentales.

¿Tú de qué me conoces para juzgarme? Si me has decepcionado profundamente, porque te creía mi amigo desde hace muchos años. Pero ahora te has pasado al otro lado, a dorar la píldora e informar puntualmente de mi vida actual a la persona que más me ha traicionado en los casi 11 años que compartimos. Sí, que de visita somos todos super “guais”, sobre todo cuando alguien que nunca vivió en un pueblo, viene tan solo de visita o vacaciones, y de pronto pasa a vivir a diario en él.

Aparenta ser una persona muy enrollada, pero que después, cuando vuelve a casa, su entretenimiento preferido es poner a “caer de un burro”, reírse y mofarse de todas aquellas personas que le contaban sus intimidades. Sencillamente porque es más falsa que una moneda de 25,75 euros. Pero, claro, de cara a “la galería” es “la repera”. Tú, antiguo amigo, le sigues el rollo, tu pareja parece adorarla, además te surtía de ropa de trabajo que a ti no te daban.

A diferencia de tí, ex-amigo, yo sí he defendido a miembros de tu familia, cuando algun “dimecorreveteidile” me ha hecho comentarios ofensivos sobre ellos. Porque no me parecieron justos, además sonaban a mentira y calumnia podrida, proveniente de aquellos de vida frustrada y amargada, penosa y triste, que evaden sus propias frustraciones y traumas, haciendo pajas mentales muy peligrosas. Todo esto me hubiera gustado decírtelo a solas, pero incomprensiblemente me evitas. Pero en fin. Como en la canción de Joan Manuel Serrat: “Cada uno es como es y baja las escaleras como puede”.

¿Tú de qué me conoces para juzgarme? Tan importante te crees como para imaginar e incluso airear, que en un pueblo aquel que no se dedica a la ganadería o la agricultura, es imposible que pueda vivir de otro trabajo, ni mucho menos trabajar en casa. ¿De qué árbol te has caido?, ¿En qué planeta vives? Creo que te has equivocado de siglo, sencillamente porque tu mente está anclada en la Edad de Piedra, no digamos ya tu comportamiento ignorante y cateto. Ese del mundo visto por un agujero y que cuando fuiste a mirar estaba tapado.

Evoluciona colega, ponte al día, no sigas retrocediendo mentalmente a la mentalidad de tus tatarabuelos. Por mucho que dispongas de las últimas tecnologías a tu alcance. ¿De qué te sirven si no sabes utilizarlas para progresar? Al contrario, te han limitado mucho más tu libertad de evolucionar. Te hacen ser de ese tipo de personas que se levantan por la mañana, encienden la televisión, el ordenador y entran en las redes sociales con el ultimo modelo de telefono móvil.

Procesa su mente tanta información y tan variada, que cuando se vuelven a meter de nuevo en la cama a la noche, están plenamente convencidos de que han nombrado presidente del Gobierno a Cristiano Ronaldo, que han cesado como seleccionador nacional de fútbol a “Paquirrín”. Belén Esteban es la nueva portavoz del Gobierno, la bruja Lola está embarazada de gemelos de Pablo Iglesias, Mariano Rajoy es el nuevo presidente electo de Argentina, y el Mundial de Fútbol lo ha ganado la selección de las Islas Feroes.

Como este tema sigue dando para mucho, esta es la cuarta parte. En este caso acompañada de un vídeo musical. Continuará……